Lucy y Steve

Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , , , ,

Moxue

Un día acompañé a mi amiga Moxue a hacer el retrato de Steve, es un buen tipo, muy amable, muy buena persona y muy afecto a las antigüedades, de hecho es dueño de una tienda de antigüedades en Northampton, Massachusetts. El mismo día conocí a Lucy, una mujer tierna y dura a la vez, llena de conocimiento, muy crítica y con toda la sabiduría que dan los años.
Los frecuentamos varias veces más, nos gustaba platicar con ellos, intercambiar puntos de vista de autores, sobre todo Moxue y Lucy, ambas compartían la insaciable curiosidad de la lectura y eran tan cultas como críticas.

Steve tiene su propia isla, se va de vacaciones frecuentemente y caza tortugas, utiliza una escopeta, les dispara sin piedad porque se comen los patos que habitan el lago. Moxue obtuvo un buen retrato de ambos. Lucy nos platicaba de su familia, quería presentarme a su hija
-Eres un buen hombre, te voy a presentar a mi hija-, decía.
-Es una devora hombres-, respondía Steve, a lo que Lucy asentía no sin pena.

Nunca la conocí, sin embargo me encariñe con Lucy y Steve, hacían una pareja comiquísima. Él adoraba a Moxue, ella adoraba mi apellido, lo repetía y comentaba que exótico sonaba, “Vázquez… I love it” decía.

Nos despedimos un sábado, nunca nos volvimos a ver, con lágrimas en los ojos nos pidió que le dejáramos una buena foto de cada uno, yo debía hacer una buena foto de Moxue y viceversa, Le dejamos una polaroid de cada quien, le dejé un disco con música de Magos Herrera, jazz mexicano de alta calidad le dije. Le encantó la música.

El mismo día, le mostré la foto que posteo hoy, Moxue dijo que era la mejor fotografía que yo había hecho de ella y le encantó.

Este post es para Lucy y Steve, queridos amigos que conocí en Massachusetts, en una de mis ciudades favoritas, el pintoresco Northampton.

Hasta volvernos a encontrar.

Amanecer

Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , ,

Anoche tuve una pesadilla, de hecho he estado experimentando mis sueños desde hace algunos días, casi nunca los recuerdo, sin embargo estos últimos días han sido extraños, he recordado muchos y he dormido poco.

Sunrise

Los sueños nos ayudan a descansar, entre más disparatado sea el sueño más descansa nuestro cerebro y no importa que tan oscuro, loco o preocupante sea nuestro sueño, tan sólo dura unos minutos y cuando despiertas tienes siempre el sol en tu ventana y una hermosa luz que iluminara tu rostro.

Los sueños despiertos nos ayudan a visualizar, a fijar un objetivo y un rumbo hacia donde ir e incluso nos alientan a seguir.

Hoy es un día nuevo con un bello amanecer, depende de ti ser feliz.

Momentos de ser

Etiquetas

, , , , , , , , , , , , ,

¿Cuántas veces puedes enamorarte de alguien? ¿cuántos amores de tu vida tendrás? ¿cuántos amores de la vida existen en una vida? ¿cuánto amor cabe en tu vida?

Sunset

Cuando perdemos un amor nos duele, cuando perdemos dos, nos duele el doble pero desde niños nos enseñan a que cuando caemos nos levantemos y sigamos adelante, siempre es duro y siempre terminas levantándote. Alguna vez escribí “A cada tropiezo recuerdo que tengo que mirar mis pies a fin de ver donde estoy parado” y me respondieron que los tropiezos son señal de que avanzamos.

Sostiene la hipótesis que la gente no cambia, quizá la esencia siempre es la misma, sin embargo creo que podemos aprender de nuestros errores y corregir lo que está mal para mejorar en un futuro, al fin y al cabo de eso se trata ser mejores personas.

Estoy seguro que la vida está hecha de momentos, algunos más largos que otros, algunos más significativos pero momentos al fin y depende de cada uno de nosotros aprovechar el momento y hacer de ese instante un momento inolvidable, invaluable, tomar lo mejor y recordarlo con alegría o pesadumbre es nuestra elección.

He aprendido recientemente que hay momentos tan cortos que no puedes darte el lujo de escatimar los “te quieros”, aprendí que hay muestras de cariño que son más apreciadas que aquellas que tiene un valor monetario, que hay instantes invaluables en la vida de las personas cuando únicamente necesitan apoyo, comprensión y un abrazo, cada momento es único y así hay que vivirlo.

Cada momento nos enseña algo, nuestra obligación es estar atentos para aprender la lección antes que sea demasiado tarde.

 

Las preguntas que aparecen al principio de este post, corresponde a cada quien responderlas, la única respuesta que puedo aportar es a la última pregunta:

¿Cuánto amor cabe en tu vida? El que tú permitas entrar.

Vanilla Sky

Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Hay ocasiones en las que nos invaden los recuerdos, tanto buenos como malos; como aquella ocasión en la que tuviste que echarte la culpa por una mala acción de tu hermano mayor o le hiciste una mala broma al hermano menor, etc.

A fechas recientes he recordado un viaje que hice a Oaxaca, sobre todo por la comida y la compañía, fue espectacular y uno de los más memorables. A la fecha recuerdo las Tlayudas con tasajo y quesillo, el mole negro, el chocolate con agua y recuerdo que cada lugar donde comimos era más sabroso que el anterior. Debo haber ganado unos cuantos kilos de más durante ese viaje así como bebido unos mezcales de más celebrando la boda de mis buenos amigos. Es curioso como la comida puede traer tantos recuerdos.

Hay diferentes cosas que disparan un recuerdo, puede ser un olor como ya he mencionado, un sabor, un nombre, una palabra, e incluso una melodía.

Es algo diferente cuando lo que recuerdas es música. Es difícil recordar la primera vez que escuchaste una canción, creo que es debido a que estamos constantemente expuestos a la música tanto buena como mala, pero es más fácil recordar cuando es una ocasión especial.

Aquel día fui a comer a un lugar donde tenía muchas ganas de hacerlo, recuerdo que comí un chile relleno de queso, muy sabroso por cierto, parecido a los que cocina mi mamá, con jitomatillo rojo y toda la cosa, fue por demás un paliativo a mi melancolía de extrañar mi México. Me tocó asistir a mi amiga Moxue en un photoshoot en un parque cerca de donde me encontraba.

Cuando terminamos aún había luz de día y me comentó que había escuchado de una playa, me preguntó si quería ir a lo que de inmediato respondí que sí. Fue uno de los mejores atardeceres que he visto en mi vida y uno de los momentos más memorables de aquel lugar.

Camino a la playa, escuchamos en mi iPod una melodía que ella escuchaba por primera vez: ¿Es Paul MacCartney? –me preguntó- subió el volumen y escuchamos Vanilla Sky como si fuera la primera vez.

PD: ¿Alguien conoce algún buen álbum de fotos para la iPad?

Retrato sin nombre

Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Como si tratara de encontrar el tiempo que he extraviado, hoy fue un buen día para ordenar mis ideas, organizar un poco mi tiempo y priorizar lo que tengo, quiero y necesito en mi vida.

Revisando antiguos archivos, me encontré con la imagen que ilustra este post, me parece curiosa porque es de los primeros retratos que hice, fue en una ciudad que se llama Brattleboro, Vermont, un bello pueblo con una oferta gastronómica interesante y con gente particularmente amable.

Recién acababa de llegar a los Estados Unidos de América, era uno de nuestras primeras excursiones o trabajos de campo, no tenía carro ni forma de moverme y dependía de una buena amiga de Venezuela, Lily es extrovertida y echada pa’lante, fue ella quien se acerco primero a este sujeto y le preguntó si podíamos sacarle una foto, un poco nervioso y sin mucha idea de qué hacer nos permitió hacerlo y esta fue la foto que conseguí, nunca pude hacérsela llegar porque el e-mail que me dio era incorrecto o yo lo anoté mal, el caso es que a un año de su retrato, decido publicarlo en este blog como intentando recobrar aquel tiempo extraviado.

Pasados los días y meses, regresé en varias ocasiones a Brattleboro, nunca pude encontrar a este joven, sin embargo encontré varios restaurantes que saciaron mi hambre y engrandecieron mi repertorio de conocimientos culinarios en la región de Nueva Inglaterra, como La Marina, un bello lugar donde el pescado y los camarones son muy buenos, The three Stones, un restaurante de comida Maya, que es dirigido por la dueña de origen guatemalteco y que adquiere su sazón de su mamá, existe también Northend butchers, una carnicería gourmet dirigida por sus amables dueños Chris y Ali, entre otros lugares.

Nueva Inglaterra es una zona particularmente bella en esta época del año, se llena de colores ocres, marrones, además de los estudiantes de Hallmark que amamos tomar fotografías.

 

PD.  No he notado gran diferencia en el iOS6 como para poder hablar al respecto, sin embargo, espero verdaderamente que la cámara del iPhone 5 sea mucho más rápida que la que tiene el 4s que deja mucho que desear por el tiempo de reacción.

¡Viva México!

Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Septiembre es el mes patrio en México. No nos basta con un sólo día para celebrar, necesitamos de todo un mes para recordar a los próceres de nuestra independencia y para celebrar que hoy en día podemos llamarnos una nación.

Como somos los mexicanos, orgullosos de serlo y orgullosos de nuestras tradiciones, la Europea comenzó durante este mes la primera feria del Mezcal en el país. En la presentación del evento a la prensa pude degustar unos chapulines sin patas, las cuales utilizan después para hacer sal de chapulín, había una gran variedad de Mezcales, desde Oaxaca hasta Tamaulipas, pasando por Guerrero y Jalisco, tienen que creérme cuando les digo que uno es mejor que el otro y al final sales rebotando.

Viviendo fuera del territorio nacional te das cuenta de la importancia que tiene la comida Mexicana en el resto del mundo, sobretodo porque es lo que más extrañas cuando estás fuera del país, es muy raro encontrar nopal por lo que no puedes hacer ensalada de nopal o un taco de plaza con chicharrón y queso fresco, no encuentras sopa de médula, el arroz nunca sabe igual y los frijoles a los que estamos acostumbrados en México, no son dulces, y ¡qué decir de los tamales!. A pesar de las carencias de comida autóctona en el extranjero, a nivel internacional nuestra comida es apreciada y bien recibida tanto por sabores como excentricidades.

Deberían ver los rostros de mis amigos cuando les decía que comemos tacos de Cran, gusanos de maguey, pancita e incluso los chapulines. Sin embargo los sabores como el axiote, el mole rojo y la variedad de chiles que usamos para cocinar son bien aceptados y apreciados por chicos y grandes en el extranjero.

Hoy es 15 de septiembre, día de la independencia de mi país y hay que celebrar, hay que tomar mezcal o tequila con moderación y comer desde un tasajo, hasta una cochinita pibil. Yo por lo pronto me echaré unos chapulines, una rodaja de naranja con sal de gusano y un mezcal ¡a tu salud!

 

 

Pd. Ya salió el iPhone 5… ¿impresiones? Y salio la Nikon D600, la DSLR Full Frame más accesible del mercado, ahora sí me sorprendió, una cámara con formato de 35mm, 24MP y video HD a dos mil dólares, es un verdadero logro y nuestra cartera lo agradece, será un excelente cuerpo de respaldo para los que tenemos equipo Nikon.

Labor Day

Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

 

Ponle play

Hace un año exactamente llegué por primera vez a lo que sería mi casa y después mi hogar en la ciudad de Turners Falls, que alberga la escuela Hallmark Insititute of Photography.

No pude llegar con más ilusiones, con más ganas de aprender ni con mayor melancolía. Pocos días antes dejé a mi familia, amigos, novia y todo lo conocido por un puñado de esperanzas y por algo que me encanta desde hace mucho tiempo.

Nunca pensé que la experiencia en esa escuela fuera tan placentera como lo fue, nunca creí que en estos diez meses mi vida cambiaría tan drásticamente. Al mes de que llegué mi novia me dejó, me dolió en el alma porque era cuando más la necesitaba pero tuve que seguir adelante, voltear atrás no era una opción. Aprendí a valerme por mí mismo, a lavar mi ropa, a caminar para sobrevivir y a adaptarme a las nuevas circunstancias que rodeaban mi vida.

Aún recuerdo que cuando llegué por primera vez a mi hogar me pareció pequeña, algo descuidada y falta de limpieza, lo primero que hice fue lavar el refri, los baños y dormir en el piso esperando mi colchón.

Tuve muchas lecciones de vida, conocí a personas muy valiosas para mí y que cambiaron mis paradigmas en muchos sentidos, hice amigos para toda la vida, de esos que sólo se dan una vez, también aprendí mucho sobre mí, descubrí que puedo cocinar, lo mucho que disfruto hornear un pastel y que siempre, a pesar de la obscuridad de la noche, sale el sol.

Nota: La imagen que tomé con la cámara de Moxue fue retocada por ella e ilustra a las personas que más quiero y más extraño de Turners Falls, Massachusetts, curiosamente ninguno es originario de ese país. El vínculo de la música es la canción que tocó mi iPod cuando llegué por primera vez a mi casa.

PD. Finalmente pude calibrar mi iPad, ya tenía el software y el display colormunki, que se requiere para calibrar monitores y proyectores. Bajé la aplicación Airdisplay para el iPad que te permite se vuelva una extensión del monitor de tu computadora. Al momento de conectar el colormunki te pregunta si quieres calibrar el monitor que estas viendo o te da la opción del Airdisplay, el resto es igual que calibrar cualquier monitor.

Lluvia y fideos

Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Cuando recién llegué al estado de Massachusetts, estábamos terminando el verano y dando inicio al otoño; tuve la fortuna de ver el cambio de colores verdes a los ocres, naranjas y rojos maravillosos que rodean la zona de Nueva Inglaterra. Durante este tiempo, nos tocó vivir una época de lluvia intensa, había días en los que llovía mucho y otros en donde el calor se volvía sofocante, sin embargo la lluvia hacía que el día refrescara, aunque eso nunca nos detuvo para salir a sacar las fotografías que nos dejaban de tarea.

En mi primera visita a Northampton, tuve uno de los mejores días que pude pedir, fue ahí cuando conocí por primera vez lo que me iba a enamorar con el paso del tiempo. La imagen que ilustra este post cuenta la historia.

Luego de un largo día recorriendo el pueblo con lluvia y neblina en el lente, nos detuvimos a comer en un lugar que se llama “Noodles” uno de mis favoritos en aquel pueblo. Sinceramente debo declararme ignorante en lo que a comida asiática se refiere, conozco muy poco de la gran variedad que existe y mis experiencias previas a este día y este viaje eran poco placenteras, en gran medida porque no sé qué pedir ni conozco muchos ingredientes.

Esta semana tuve la oportunidad de usar mi rompevientos de nuevo, y nuevamente en condiciones de lluvia lo que me hizo añorar aún más aquellos días, esa experiencia y sobre todo un plato caliente de fideos chinos de arroz con dumplings, puerco, chile, cilantro y cebollín… aún puedo sentir el sabor en mi boca y me encanta.

PD. Aún no he podido averiguar como calibrar mi pantalla para el iPad, sin embargo creo estar más cerca que la semana anterior, al menos encontré que existe una aplicación que ayuda a ampliar el monitor de tu mac con tu iPhone, iPod o iPad, el nombre es AirDisplay.

Sabores de Asia

Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Hoy recordé con alegría a mi amiga Rema y a mi amigo Sameer, ambos originarios de la India, siempre me comentaban sobre la región en que viven y como Mumbai era mil veces mejor que Bangalore y viceversa. En lo único que estaban siempre de acuerdo era en que la comida hindú es de las mejores y más variadas, hecho con el que concuerdo absolutamente.

Tan sólo basta probar un pan Naan, un pollo Tandoori, unas samosas rellenas de vegetales, o una batata vada con algún aderezo como el que acostumbran para enamorarse de la comida hindú.

Además de los sabores tan variados, están también lo colores; los amarillos brillantes, los verde esmeralda, el rojo vivo, me atrevería a decir que es tan variada como la comida mexicana, con quienes además compartimos varias semejanzas que sorprenden a más de uno, tanto en lo culinario como en la vida social.

En la foto de este post, muestro el Pani Puri una botana “callejera” muy popular y que fue uno de los manjares que pude probar gracias a la cocina de mis amigos. Ambos participaron y mientras yo tomaba fotos, ellos cocinaban y al final bebimos una cerveza para acompañar el festín que degustamos esa noche.

Siempre es bueno conocer de diferentes culturas pero es mejor si además de aprender, puedes aprender las recetas y comer lo que se cocina.

PD. Recientemente he estado tratando de calibrar el monitor de iPad, que es una herramienta fabulosa para los fotógrafos, nos sirve para mostrar nuestro trabajo al instante pero siempre es bueno tener un monitor calibrado para que el color sea el mismo. Sin embargo no he tenido suerte, si alguien sabe cómo hacerlo o encuentra información relevante antes que yo, lo agradeceré en este post o en mi página de Internet. (www.mvazquezfoto.com) Gracias.

Dulce placer

Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , ,

La comida siempre es mejor acompañada. Un buen taco siempre debe ir con una buena salsa, una buena pasta con un buen vino, una gran comida siempre debe ir acompañada con un buen postre.

No a todos les gusta el postre, es raro pero cierto. Existen personas a quienes simplemente no les gusta lo dulce o de plano encuentran mayor placer en los sabores salados y más complejos.

Yo creo que los mexicanos no podemos negar que existe un placer especial al comer un poco de chamoy, se nos hace agua la boca cuando pensamos en unas papitas con jugo de limón y sal, así como estoy seguro que nadie puede negar que la pimienta y la sal son por excelencia los condimentos primordiales de cualquier comida.

Sin embargo cuando de postres hablamos, la gelatina y el pastel tienen un lugar especial en nuestra memoria desde las fiestecitas de cumpleaños de nuestros amigos/primos/familiares, etc. Conforme vamos creciendo, el café o el té, se vuelve un obligado para acompañar el postre, compensar de cierta manera un poco del dulce con lo amargo.

Recientemente probé un café cubano, que fue para acompañar una gelatina de chocolate con café que fue el postre, el café se hace con licor de cacao según tengo entendido y es una verdadera delicia. Sin embargo, lo mejor de la tarde y lo que valió la pena fue la compañía de unos amigos entrañables de hace muchos años.  Lo que me obliga a pensar que la comida siempre es mejor cuando se está acompañado.

PD. A fechas recientes me di cuenta que es un verdadero problema poner orden y crear un álbum en tu iPad. Por ello me vi en la necesidad de bajar un programa llamado Photo Shack Pro, tiene costo pero me ayudó a ordenar las fotos como yo quiero y en los álbumes que yo decido. Seguro habrá muchas opciones para hacerlo, yo sólo hablo de esta que conozco.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.